Pedreña

Pedreña

Iglesia de San Pedro

IGLESIA DE SAN PEDRO

La Iglesia de San Pedro es un claro ejemplo de la indefinición arquitectónica característica de los años sesenta. Por un lado, busca mantener la tradición local con peculiaridades de las construcciones religiosas de la comarca típicas de los siglos XVI y XVII. Entre ellas, la cabecera recta, preeminencia de la nave central, torre a los pies o la utilización de formas esféricas.

Por otro lado, esta tradición contrasta con la modernidad que demuestra en su interior, que logra desde el punto de vista estéticocon los nuevos materiales o con los grandes arcos triunfales. Una suma de tradición y modernidad que caracteriza la edificación religiosa.

Esta iglesia data de los años 50 y se construyó para sustituir a la primitiva que fue destruida durante la Guerra Civil y que se encontraba junto al cementerio de Pedreña.

La edificación del nuevo templo y su amplia superficie en la cabecera propició el uso de pinturas murales en el interior. De entre los artistas que resucitaron la pintura religiosa de la época destaca Fernando Calderón, autor de la obra de la Iglesia de San Pedro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.