Los jardines secretos de La Picota


Los Jardines Secretos de La Picota
están situados a la entrada de la Isla de Pedrosa en el pueblo de Pontejos.

Inaugurados en 2011, se trata de un conjunto de espacios singulares que animan al paseante a admirar la naturaleza.

El Mirador del Otero, el Banco del Alcorque y los jardines Japonés, de la Seda, de Rosas, Oval, Azul y de Romero forman esta pequeña ruta donde cada espacio tiene su significado.

” Enlazando con la tradición sanadora de este lugar en que nos encontramos, tocado por la magia de la serenidad, presentamos los Jardines Secretos de la Picota, un espacio para el disfrute de los sentidos, para el encuentro con la naturaleza y para la búsqueda de la armonía.

Ubicado a la entrada de la Isla de Pedrosa, una de las mayores islas cántabras, enclavado al fondo de la Bahía de Santander, el lugar atesora el murmullo de los tripulantes que llegaron de allende los mares, y que afectados o no por enfermedades tropicales, debían aislarse a cumplir la cuarentena en este oasis de bienestar.


Sus árboles nos hablan, y nos animan a reconocer los símbolos que esconde su geografía, y a enriquecer de significado emocional, la experiencia del paseo relajado y del disfrute del entorno.

La vida en nuestro planeta es inconcebible sin la vegetación, y el mundo interior de la persona es inconcebible sin el cultivo de su espacio emocional y creativo.

Te invitamos a un paseo para descubrir los lazos de unión entre el interior del alma y el exterior de este entorno, y para traducir el lenguaje de las plantas al lenguaje del espíritu.

Los caminos que te llevan cuentan una historia. En los jardines japoneses, el camino es lo que cuenta y no el destino. El camino es mejor que la posada.

Te animamos a ver lo que te rodea con toda la atención y la minuciosidad de lo frágil, porque de esa forma verás más allá del alcance de la razón”.

“He reducido el mundo a mi jardín,  y ahora veo la intensidad de todo lo que existe”  – José Ortega y Gasset –